“Dame una Moto y una guadaña y yo dominaré el mundo”

Para mediados de los noventa, las aventuras gráficas cedían terreno ante otras propuestas jugables, pero Lucas Arts le siguió apostando a la innovación en ese terreno, producto de ello disfrutamos del genial “Full Throttle”, una aventura desbordante de humor, música y motos en una combinación divertida a más no poder, que introdujo nuevas mecánicas de acción y que permitió ver un estilo más cinemática aún (antes de Quantic Dream con Heavy Rain y Farenheit, era Lucas Arts el máximo referente en ello). El juego tuvo muy buenas valoraciones por parte de la crítica especializada y los usuarios lo recibieron con creces pese a que su corta duración y la necesidad de un buen PC lastaban un poco la experiencia.

full-throttle-wallpaper
La década estaba terminando y Lucas Arts cerraría el ciclo con una obra magistral y atemporal, un célebre personaje con guadaña en mano llegó para imponerse como juego del año en su tiempo: se trataba de Grim Fandango, juego que para muchos es el mejor en su género y una demostración de hacia dónde podía evolucionar las aventuras gráficas.

El humor marca de la casa, con un guión del genial Tim Shaffer (Brutal legend, Day of Tentacle, Full Trottle) nos invitaba a visitar la tierra de los muertos en una historia al mejor estilo de las fantasías de Tim Burton y con humor negro en su máxima expresión. Este es para muchos el mejor juego de su género en todos los tiempos y una apuesta por incursionar en las tres dimensiones.

Si bien gráficamente Grim Fandango se llevaba a los demás de lejos, en el terreno jugable el estilo seguía siendo el mismo y eso terminaba por agotar. Las nuevas generaciones de jugadores estaban ávidos de acción y no les acababa de convencer tener que manejar un botón que dependiendo de en qué lugar se ponía surgía una nueva acción. Grim Fandago era una completa obra de arte, pero eso no lograba disimular las carencias propias al género de las aventuras gráficas.

full-throttle02

El nuevo milenio aportó muy buenas secuelas de estas licencias y algunas revisiones en alta definición de las que “Day of Tentacle” fue la última incursión fallida. No obstante si bien las aventuras gráficas era un género que caracterizaba a Lucas Arts, estaba claro que financieramente estos no eran los juegos más redituables, para ello George Lucas se guardaba su tesoro más preciado…

Etiquetas

También te puede interesar ...

Un pensamiento en ““Dame una Moto y una guadaña y yo dominaré el mundo””

  1. Kamilo Andres Kontreras dice:

    Con todo el respeto para el creador de esta pagina, pero es absurdo que use imágenes de resoluciones y tamaños tan distintas en un slider al inicio de la misma… El resultado??? … ya lo han probado?, el texto de la pagina sube y baja sin parar haciendo extremadamente complicado el poder leer.. ha sido incluso un problema escribir este comentario, por favor, hay que revisar lo que se publica por que lo que se hace con la mano se borra con el codo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *